YOLANDA SAKELARÍU – DOS POEMAS

Traducción y nota: Mario Domínguez Parra

La poeta Yolanda Sakelaríu nació en Atenas, donde vive y trabaja como logopeda. Estudió Filología Griega y Francesa en Atenas y Patología de la palabra, de la voz y del discurso en París. Es profesora de la Universidad Demócrito de Tracia. Algunos de sus poemas se han publicado en revista electrónicas.

Es autora de dos libros de poemas: Αόρατο τρωκτικό (Invisible roedor, del que provienen estos dos poemas, 2013) y Κάποιες φορές ένας θλιμμένος λύκος (A veces un lobo afligido, 2009).

 

 
                        a Vicky
 
Te mudaste de barrio
 
De aquí en adelante
tu casa: la palabra casa
mar: la palabra mar
 
Comunión –tu– palabra era
 
 
                        στη Βίκη
 
Άλλαξες συνοικία
 
Από δω και μπρος
σπίτι σου: η λέξη σπίτι
θάλασσα: η λέξη θάλασσα
 
Μέθεξη η λέξη –σου– ήταν
 
 
 
                        a Eva
 
En el parque de atracciones la soledad
de las operaciones matemáticas
se reduce
Vértigo de un fugaz beso
entre la bailarina
y el abismo
 
 
                        της Εύας
 
Στο λούνα πaρκ η μοναξιά
των μαθηματικών πράξεων
μηδενίζεται
Ίλιγγος φευγαλέου φιλιού
της μπαλαρίνας
με την άβυσσο

 

DIMITRIS AZINAKIS – LÓGICA

Una nota de Mirtó Tselenti sobre el libro, titulada “Cincelando las palabras”.

Traducción y nota: Mario Domínguez Parra

El poeta y traductor griego Dimitris Azinakis (Drama, 1981) estudió Teología Social en Atenas, Filosofía en Salónica y Filosofía de la Ciencia en Ámsterdam. Vive en el centro de Atenas y trabaja como traductor y editor. Publica textos críticos sobre literatura en periódicos y revistas. Algunos de sus poemas se han traducido a lenguas europeas. Es autor de dos libros de poemas: sinnosotros (χωρίσεμεις, Αθήνα, κοινωνία των (δε)κάτων, 2009) y Habitación para pequeñas pausas (Δωμάτιο μικρών διακοπών, Αθήνα, Κέδρος, 2012).

 
Lógica
 
Combatientes
recorren a la par
con los lobos
el camino de regreso
entre dos medio ríos
acariciando sensualmente
los corpúsculos de la tierra
baldía
que la noche
hizo brotar
aullando
 
[Combatientes recorren a la par con los lobos el camino de
   regreso entre dos medio ríos acariciándose sensualmente en el
       cuerpo de la tierra estéril cuando la noche brotó salmodiando]
 
Transeúntes [en los féretros]
 
Λογική
 
Πολεμιστές
βαδίζουνε συνάμα
με τους λύκους
το δρόμο της επιστροφής
σε δυο μισά ποτάμια
χαϊδεύοντας ηδονικά
το χώμα χέρσας
γης
που φύτρωσε η
νύχτα
ουρλιάζοντας
 
[Πολεμιστές βαδίζουνε συνάμα με τους λύκους το δρόμο της
επιστροφής σε δυο μισά ποτάμια χαϊδεύοντας ηδονικά στο
σώμα στέρφας γης σαν φύτρωσε η νύχτα ψάλλοντας]
 
Περιπατητές [στα φέρετρα]

 

DIMITRIS ANGELÍS – SOBRE LA ESCRITURA (FRAGMENTO)

 

Traducción y nota: Mario Domínguez Parra

Hace dos años el poeta y ensayista griego Dimitris Angelís (Atenas, 1973) me envió dos de sus libros de poemas y un breve y bellísimo ensayo que acabo de terminar de leer y que tengo la intención de traducir, espero, durante este año.

Se titula Sobre la escritura (Για τη συγγραφή, Αθήνα, Ευθύνη, 1998). Empecé a traducirlo en la página 30 de la edición original, porque hacía alusión a una de mis debilidades literarias de la Grecia contemporánea: Kostas E. Tsirópulos (del que tengo dos libros a medio traducir, Μουσική y Μιστήριο).

De Angelís se puede leer en nuestro idioma (traducido y prologado por Virginia López Recio) uno de sus libros de poemas, Aniversario (Valparaíso, 2014), que recomiendo fervientemente.

***

[Y de nuevo, he aquí una frase con la que justamente comienza un libro entero: «He escrito hasta ahora miles de páginas creyendo que soy inmortal» (K. Tsirópulos, Escila y Caribdis). ¿Acaso, entonces, mi inmortalidad, la inmortalidad que me ofrece el texto –que no se vincula exclusivamente al concepto de la fama póstuma– no refuta mi mortalidad excepto de un modo superficial y único? (Algunas veces, por supuesto, la salvaguarda lo antes posible). ¿Qué me queda, la mortalidad o la inmortalidad? ¿Acaso, al final, escribo para morir? ¿Acaso mi texto, el último que escribo cada vez, no manifiesta justamente mi necesidad imperiosa de morir o, tal vez, de registrar de la manera más impresionante posible una idea, un sentimiento, mi propio ser que me tortura y me hostiga? ¿Es decir, acaso, justamente por esta razón, no tengo en ninguna ocasión el derecho a jactarme de ello? ¿O sea, porque escribo y se supone que ?]

ATI SOLERTI – TEXTO DE PRESENTACIÓN DE SU “ANTOLOGÍA DE POESÍA IBEROAMERICANA CONTEMPORÁNEA”

De izquierda a derecha, Néstoras Pulakos, Flavia Company, Ati Solerti y Tasos Psarris

De izquierda a derecha, Néstoras Pulakos, Flavia Company, Ati Solerti y Tasos Psarris

¡Buenas tardes a todos!

En primer lugar, quisiera agradecer a todos ustedes que estén aquí para la presentación de la Antología de poesía iberoamericana contemporánea, que empecé a traducir hace dos años. Me gustaría agradecer al público, al editor de Vakxikon, Néstoras Poulakos, al magnífico autor y traductor Tasos Psarris, a la gran escritora y traductora Flavia Company, que me honró con su confianza para que tradujera al griego parte de su obra.

La idea para la creación de este libro, como he mencionado en la introducción del libro, empezó a través de mi contacto con el destacado poeta y traductor Mario Domínguez Parra, que es de las Islas Canarias, cuando él mismo se puso en contacto conmigo para pedirme permiso para traducir algunos de mis poemas al español. Tengo que mencionar que Mario, aparte de la muy importante obra que ha publicado hasta ahora como poeta y traductor del griego, del inglés y del portugués al castellano, está también colaborando con el notable suplemento cultural “El Perseguidor”, de Tenerife. Y a través de sus traducciones para dicho suplemento está presentando poetas griegos al público de las Islas Canarias. Y claro, su amor hacia la cultura griega y las letras griegas no se detiene ahí. Entre sus planes futuros está traducir y publicar una antología bilingüe de poesía griega y chipriota contemporánea. ¡Le deseo todo lo mejor! Puede ser que Mario no esté hoy aquí con nosotros pero creo que su presencia aun así -espiritualmente- acompañará siempre este proyecto.

Por tanto, tras sentir después la necesitad de retribuir a Mario el gran honor que me hizo «traduciéndome», tomé la decisión de traducir yo también algunos de sus poemas al griego. Y naturalmente esto fue el principio de todo lo que siguió después.

Lo que principalmente me causó impresión fue -como me ha informado Mario- que los creadores de las Islas Canarias encontraban dificultades para que se publicasen sus obras fuera de la zona de las islas. Como Mario dice en el apéndice del libro, les rodea una «prisión oceánica». Después, más por curiosidad, empecé a visitar blogs de autores y poetas de las Islas Canarias y empecé a leer sus pensamientos, a asombrarme por el amor que tienen por la cultura griega, por sus inspiraciones y empecé a querer transmitir todo esto a otros lectores. Sería una lástima que «fueran excluidos» otra vez.

Entonces, hice las primeras pruebas para traducir obras de algunos poetas, después otros poetas se entusiasmaron con este tipo de «intercambio», se pusieron en contacto con Mario y después conmigo, las traducciones crecieron y tras una conversación que tuvimos Néstoras y yo, decidimos editar el presente libro con más poesía. Es decir, incluir poemas de otros lugares de habla española. Así que en el presente libro encontramos poetas que vienen de las Islas Canarias (que fue nuestro objetivo principal), de otras partes de España, de Latinoamérica (Argentina, Venezuela, Uruguay) y de Méjico.

Otra vez el papel que desempeñó Mario aquí fue de vital importancia. Aparte de «presentarme» a los poetas que aparecen en la antología, se encargó también de la supervisión general de mi trabajo de traducción. Me ha dado consejos valiosos sobre el difícil trabajo de la traducción. Me ha resuelto dudas, me ha explicado frases hechas, me ha expresado su opinión antes que otros sobre los poemas que yo había creado de nuevo. Algo que tuvo mucha importancia para mí, ya que admiro mucho a Mario por sus conocimientos y su capacidad única de interpretar cada texto tan fielmente.

Porque como ha dicho Juan Manuel Macías, otro importante poeta español y traductor de la lengua griega (me hizo también el honor de confiarme sus poemas para que los tradujera al griego): al traducir un poema, el texto traducido debe ser, cueste lo que cueste, otro poema.

Y esta es la apuesta más grande que hace cada traductor consigo mismo. Debe formar un poema nuevo pero antes que nada, tiene que ser los ojos del poema que se está ofreciendo, de ese poema que le presta a él su materia prima para crear.

Debe mantener pura su hermosura, mantener el estilo de sus palabras, sus rimas, sus aliteraciones, todos los recursos literarios que encuentra en el texto, para que permanezca fiel a la grandeza del original. Sin embargo, la trampa de la alienación en la transmisión de los sentidos, como la carcoma, roerá su base de madera, su esqueleto. Y en cierto modo, así se juzga su terminación, su obra. Pero todo esto abre otro capítulo para otra conversación… Me imagino que no es la hora conveniente para analizarlo.

Lo que quiero decir es que Mario estuvo siempre aquí y le agradezco de corazón nuestra colaboración que fue ¡tan armónica y tan esencial!

Además, me gustaría hablar sobre los criterios según los cuales fueron elegidos estos poetas. Nosotros en esta antología no hemos intentado proyectar solamente obras de personas muy valoradas. Ni siquiera obras de un estilo literario específico. Hemos intentado organizar una antología llena de amor por la poesía, una antología que respete sobre todo al lector. Porque es importante tener en cuenta que la calidad no coincide siempre con la popularidad de cada creador o la resonancia que tiene su obra, a veces por casualidad. Así, se presentan aquí también obras de poetas más jóvenes, hemos incluido incluso a poetas que todavía no han publicado un libro. Sin embargo, hemos incluido asimismo a grandes voces de literatura con una obra muy importante, que ha sido premiada y a grandes figuras artísticas que no se limitan solamente a expresarse a través de la literatura. En dicha antología han participado igualmente actores, músicos, performers.

Ahora, en cuanto se refiere al contenido del libro, he considerado que sería justo que participara cada poeta con 3 poemas de su elección, para que exista imparcialidad y conformidad. En el caso en el que observéis que ocurre alguna otra cosa, eso tiene que ver con los deseos de cada creador. Y eso porque no quise desagradar a ninguno de ellos. Entiendo, como creadora yo también, cuán grande es la alegría de cada poeta cuando comunica su obra y especialmente en otro país. No existió por mi parte ninguna intención de ser parcial hacia algunos de estos poetas. He de mencionar también que el orden observado de aparición de los poetas en el libro coincide con el orden en que enviaron sus poemas.

Por lo tanto, como traductora del libro, he afrontado todo el proceso de la traducción con respeto y cuidado a fin de que la versión de los significados se llevase a cabo lo más fielmente posible y espero realmente haber conseguido corresponder dignamente a la presente tarea. ¡Esto constituye para mí el deseo más grande!

En este punto, hay que hacer referencia a algo que digo en el prólogo del libro y que considero muy importante. El contacto con la poesía no se limita solamente al papel y naturalmente no tiene idioma. Su lenguaje es siempre uno, el mismo. Común para todos los que pueden comprenderlo. Puede que vista sus palabras de otro modo, que combine sus letras de manera distinta, que localice sus tonos en otras posiciones, también cambiando de escenario… Pero en cualquier caso el sentimiento que deja es siempre el mismo. Su arcoíris mágicamente seguirá elevándose y cruzándose con esta misma línea recta que une la tierra con el cielo, que es otra vez una. La misma. Idéntica para todos los que pueden soñarla.

A modo de conclusión, quisiera otra vez dar las gracias de corazón a todos los grandes poetas que participan en la presente antología y no dudaron en confiarme sus poemas para que los tradujera al griego.

Deseo que este fértil diálogo literario continúe en el futuro con proyectos similares.

Espero que el libro encuentre resonancia para que se rompa al fin la maldición de cualquier tipo de prisión editorial.

¡Gracias a todos ustedes por su atención!

YANNIS RITSOS – CUARTETO

Traducción: Mario Domínguez Parra

Del libro Repeticiones I (ΕΠΑΝΑΛΗΨΕΙΣ – Α’)

 
Cuarteto
 
Todo se lo llevó anoche la luna argéntea,
sólo quedó un fardel de azufre en la playa
y una uva que relajada se azulaba
entre dos hojas grandes, frescas.
 
                                                        Samos, 24-08-64
 
Τετράστιχο
 
Ὅλα τά πῆρε χτές τό βράδυ τ’ ἀργυρό φεγγάρι,
ἔμεινε μόνο ἕνα τσουβάλι θειάφι στ’ ἀκρογιάλι
κι ἕνα σταφύλι γαλανίζοντας χαλαρωμένο
ἀνάμεσα σέ δυό νωπά, μεγάλα φύλλα.
 
                                                         Σάμος, 24.VIII.64